Cada año, alrededor de 30.000 españoles fallecen todos los años debido a una parada cardiorrespiratoria  (PCR) fuera de los hospitales. Muertes que en muchos casos son evitables. El desarrollo de la cadena de supervivencia y los programas de desfibrilación pública con formación a la población han demostrado su efectividad para mejorar la supervivencia con buen pronóstico neurológico.  En algún momento de nuestras vidas, todos podemos encontrarnos en una situación de emergencia en la que una persona cerca de nosotros pueda estar sufriendo una parada cardiorrespiratoria. Y en ese momento crucial, es muy importante saber cómo actuar.

¿Sabrías actuar frente a una parada cardiorrespiratoria?

El día Europeo de Concienciación ante el Paro Cardiaco en España 2017, tiene como finalidad difundir la formación en reanimación cardiopulmonar (RCP) básica y desfibrilación semiautomática (DEA) en la población, ya que, en una situación de vida o muerte como en la dada por un paro cardíaco, una rápida intervención es clave para la supervivencia de la persona afectada.

Un paro cardiorrespiratorio ocurre cuando la circulación de la sangre se detiene, lo que implica a su vez la detención del suministro de oxígeno al cerebro. Si la persona afectada entra en este estado, la muerte es casi inminente, por lo que es imprescindible una inmediata intervención a través de reanimación cardiopulmonar (RCP). Esto es: masaje cardíaco y respiración artificial.  Además, junto a la reanimación cardiopulmonar RCP se debe avisar inmediatamente a los servicios de emergencia más cercanos, y no se debe abandonar el RCP en ningún momento sin la indicación de un profesional de la salud matriculado.

La Cadena de Supervivencia

Los tres primeros eslabones de la cadena de supervivencia son vitales para que una persona que sufra una parada cardíaca tenga posibilidades de sobrevivir hasta que llegue el cuarto eslabón, la asistencia sanitaria.

En estas circunstancias, la rapidez de actuación es fundamental. Lo deseable sería que cualquier persona pudiera empezar la resucitación inmediatamente y aplicar un desfibrilador en menos de 4 minutos, mientras se espera a que lleguen los servicios sanitarios de emergencia. Cada vez es más frecuente encontrarnos con desfibriladores DEA en lugares públicos. Su uso es sencillo y seguro para poder ser utilizado por cualquier ciudadano, pero sin una formación en reanimación cardiopulmonar no conseguiremos el objetivo de aumentar las posibilidades de supervivencia de una persona que sufre una parada cardíaca.

De esa manera, este año bajo el lema “Una sociedad que salva vidas” se hace hincapié en la importancia de la población en la primera asistencia a una parada cardiaca (PCR). Es necesario tomar conciencia de la necesidad de que todas las personas, sin importar su edad, aprendan la reanimación cardiopulmonar y facilitar los cursos para su aprendizaje en escuelas y lugares públicos.

La PCR es un problema sanitario de gran relevancia actualmente. El número de Paradas Cardíacas que se producen fuera del hospital se sitúa sobre las 275.000 al año en Europa, por lo que una sociedad concienciada, podría evitar un gran número de muertes al año.

 

¡En Madrid se Corre por la Vida!

Con motivo del Dia Europeo de Concienciacion sobre el Paro Cardiaco, el CERCP (Consejo Español de Resucitacion Cardiopulmonar y SAMUR-PC promueven la Carrera Solidaria ¡En Madrid se Corre por la Vida! que se celebrará el proximo 22 de Octubre de 2017 en la Casa de Campo. El objetivo de concienciar a la sociedad sobre la importancia de la prevención de la parada cardiorrespiratoria, y constituirse como una muestra de agradecimiento para todos aquellos profesionales (servicios de emergencia extrahospitalarios, servicios hospitalarios, policías, bomberos, etc) que día a día luchan contra este proceso. Y no solo de los profesionales: también para aquellos ciudadanos anónimos que se han formado en RCP para un día poder constituirse en el primer eslabón de la Cadena de Supervivencia.