Según publican hoy varios diarios, el Consejo de Ministros ha propuesto subir la pensión de las madres que tengan más de un hijo. De este modo, aquella mujer que tenga dos verá incrementada su pensión de jubilación un 5%, la que tenga tres, un 10%, y la que tenga cuatro, un 15%. Así lo ha anunciado el ministro de Sanidad, Alfonso Alonso, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, que se ha adelantado a este jueves por la festividad de San Isidro.

Alonso ha señalado que la medida afectará a las mujeres que se jubilen a partir del 1 de enero de 2016 y que tengan derecho apensión contributiva.

El ministro ha indicado que el coste de esta medida en su primer año (2016) será de 51 millones de euros y que se van a ver beneficiadas 123.357 mujeres, por lo que el incremento medio será de unos 413 euros anuales, es decir, unos 30 euros al mes por catorce pagas.

Asimismo, ha afirmado que cada año se van a ir incrementando las beneficiarias, ya que en 2017 la medida beneficiará a 241.000 mujeres; en 2018, a 350.000; y en 2019, a 455.000 madres.

“Con esto, lo que se pretende es un apoyo a la maternidad y a la natalidad, no sólo como se hace con el IRPF, durante la crianza, en los primeros años de vida, sino una aportación al sistema de la Seguridad Social que queremos que se vea recompensado en el momento en que se accede a la jubilación”, ha explicado la vicepresidenta, que ha señalado que el Ejecutivo quiere negociar este medida en el Pacto de Toledo.

El ministro se ha mostrado confiado en que el debate parlamentario sea “en positivo” y, pese a gozar el PP de mayoría absoluta, ha indicado que “siempre que se habla de pensiones, tiene que pasar por la Comisión para el Pacto de Toledo”. No obstante, espera que esta mejora de la pensión para las mujeres “cuente con el apoyo de todos los grupos”.

Para Alonso, es una iniciativa “a favor de la igualdad, del reconocimiento de la mujer, del reconocimiento de la mujer como madre y de un compromiso con la sostenibilidad del sistema a largo plazo”, ha dicho el ministro, que ha advertido de la diferencia del 30% que actualmente hay entre la pensión media de un hombre (1.500 euros) y una mujer (1.096 euros).

Alonso ha alertado de la “doble penalización” que sufren las mujeres que han sido madres en su pensión y que hace que hoy la media de carrera cotizada por las mujeres sea muy inferior a la de los hombres: 40,6 años de los hombres frente al 31,3 años de las mujeres. También ha indicado que el peso de las responsabilidades familiares recae sobre todo en las mujeres, ya que solicitan el 98% de las peticiones de excedencia para el cuidado de hijos.