La Federación Provincial de la Unión Democrática de Jubilados y Pensionistas de Valenciana ha celebrado el Encuentro de Voluntariado 2019 en la población de Llosa de Ranes, en el Auditorio «Mestre Vicent Tortosa».

Durante el encuentro, la secretaria autonómica de Servicios Sociales y Autonomía Personal, Helena Ferrando, ha destacado la necesidad de impulsar desde los poderes públicos «medidas que apuesten por un envejecimiento activo y de calidad de vida como respuesta adecuada al actual ritmo de envejecimiento y a la transformación demográfica y social que se está dando, todo ello con los avances médicos, tecnológicos y sociales necesarios».

Helena Ferrando ha participado en Llosa de Ranes en el ‘Encuentro de voluntariado de mayor para mayor’ organizado por la UDP de la provincia de Valencia. Al acto también ha asistido la directora general de Servicios Sociales y Personas en Situación de Dependencia, Mercé Martínez.

La secretaria autonómica ha agradecido a la UDP la organización de este encuentro que permite «hacer un reconocimiento público y poner en valor el trabajo desarrollado por las personas mayores voluntarias» y ha asegurado que el voluntariado en esta etapa de la vida «puede ser una opción muy saludable física y mentalmente».

En estos momentos, España ocupa el cuatro lugar en el ránking mundial con más esperanza de vida y dentro de 20 años podría ser líder alcanzando los 85’8 años. En el caso de la Comunitat Valenciana, el grupo de población de personas mayores de 65 años está compuesto por alrededor de 950.000 habitantes, y se prevé que en 2030 supere el millón y medio.

Ante esta nueva configuración de la sociedad, Ferrando ha señalado que es necesario disponer de recursos en función de las necesidades poblaciones «pensando más en los derechos de las personas que en otros intereses» y, en este sentido, es imprescindible «el empoderamiento y participación de las personas mayores en la sociedad, reconociendo su valor y su contribución social y económica al progreso».

Para ello, ha señalado, «hay que combatir la soledad no deseada de las personas mayores, evitar discriminaciones por razón de edad y ofrecerles una vida activa y participativa», así como prevenir la violencia de género en el colectivo de las personas mayores que «aunque invisibilizada es un hecho presente».

Respecto a esto, ha asegurado que se han establecido «mecanismos de vigilancia específicos para evitar el maltrato que sufren algunas personas mayores con un política integral, redes de comunicación entre profesionales y programas de formación específica sobre este tema».

Asimismo, se ha referido a la importancia de atender a las personas mayores que se encuentran en los núcleos rurales más aislados, afrontar los problemas de accesibilidad, tanto física como de participación social, mejorar la calidad de la coordinación sociosanitaria y fomentar la participación, la imagen social y la sensibilización.

Fuente: Gabinete de comunicación de la Generalitat Valenciana