La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), el organismo independiente y responsable de garantizar el cumplimiento de los principios de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera, ha determinado este jueves en su informe Opinión Índice de Revalorización de las Pensiones 2017 , la aplicación del incremento mínimo del 0,25% a las pensiones contributivas, tal y como se ha incluido en la Ley de Presupuestos del Estado (PGE) de 2017.

Ahora bien, la institución considera que con el modelo actual y en ausencia de medidas, la subida del 0,25% se mantendrá en el mínimo legal durante los años del periodo 2018-2022. Un porcentaje que sigue suponiendo la pérdida del poder adquisitivo de los pensionistas, si se tiene en cuenta que la inflación está en el 1,5% (último dato publicado correspondiente a junio), ya que la revaloración anual que experimentan las pensiones sigue manteniéndose muy por debajo de la tasa de inflación.

A ese ritmo las pensiones perderán un 7% de poder de compra de aquí a 2022 si no se toman medidas. Con estas conclusiones el organismo insta a los legisladores a buscar ingresos para poder equilibrar el sistema y no tener que dejar las nóminas casi congeladas.

La institución presidida por José Luis Escrivá y exigida por Bruselas para velar por las cuentas públicas, tiene entre sus cometidos, determinar la correcta actualización de las pensiones (el llamado de Índice de Revalorización de las Pensiones, IRP) y , en cada ejercicio.

Además, según refleja la Opinión Índice de Revalorización de las Pensiones 2017 de esta autoridad fiscal, por primera vez, y como lo estipula la normativa vigente, el proyecto de Presupuestos Generales del Estado recoge la información necesaria para el cálculo del IRP en el Informe Económico Financiero de la Seguridad Social.

La previsión en datos y el mínimo aplicable a las pensiones:

Para 2017, la previsión de ingresos se encuentra fuera de las bandas de confianza de los modelos de la AIReF, mientras que las estimaciones de gasto son más realistas. No obstante, conforme avanza el periodo de proyección, aumenta la probabilidad de que se materialice el crecimiento de los ingresos previsto oficialmente.

En términos de déficit, la previsión del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, se considera muy improbable en el periodo 2017- 2018, aunque el optimismo relativo respecto a los modelos de AIReF disminuye hacia 2022.

El Ministerio de Empleo y Seguridad Social estima un IRP teórico (fuera de los topes legales) del -3%, consistente con las estimaciones de la AIReF. Además, si se aplicase el método de resolución del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, pero se utilizasen los valores proyectados por la AIReF, se obtendría un IRP para 2017 del -3,5%.

Finalmente, si se empleasen las previsiones de la AIReF, y un método de resolución iterativo sin tomar en consideración los umbrales definidos en la Ley, el IRP computado para 2017 sería de 2,9%.

En todos los casos, el IRP teórico obtenido es próximo al -3% e inferior al 0,25% recogido en la actual norma como incremento mínimo aplicable a las pensiones contributivas de la Seguridad Social y de Clases Pasivas del Estado.

Propuestas de mejora:

Este año, según recoge AIReF, “se valora muy positivamente la mejora en la transparencia de la información proporcionada por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social para el cálculo del IRP”.

De cara a continuar con esta mejora de la transparencia, AIReF insta al Ministerio de Empleo y Seguridad Social, a completar la información facilitada, así como a proporcionar las series macroeconómicas utilizadas para poder replicar el escenario central de evolución de ingresos y los escenarios alternativos.

Además piden detallar el cómputo del efecto sustitución histórico, el modelo de estimación del efecto sustitución futuro y a explicar el método de proyección del número de pensiones, identificando el número de altas y bajas de cada ejercicio, preferiblemente por clase de pensión.

De la misma manera, también instan a publicar las tablas de mortalidad de la población pensionista y su proyección a futuro utilizadas en la estimación y el método utilizado para solucionar la circularidad de la fórmula matemática de cálculo del IRP.

Igualmente, apremian a valorar una reformulación del IRP que elimine la circularidad y a evaluar la modificación de la legislación actual para que la fórmula utilice los valores de ingresos y gastos consolidados del sistema de Seguridad Social.