Reumatismo crónico, ansiedad, trastornos depresivos, migrañas o erupciones cutáneas. Sumergirse en las aguas minero-medicinales de los balnearios, ofrece numerosos beneficios para nuestra salud y es una forma ideal para renovar energías y conseguir, de esa manera, una mejor calidad de vida.

Ricas en componentes minerales, las aguas termales son utilizadas en actividades médicas orientadas a la prevención, curación y rehabilitación de las personas aquejadas con algún tipo de dolencia o enfermedades.

La elección del balneario donde disfrutar de unos días de cuidados saludables y descanso, dependerá, entre otras factores, de las características de sus aguas minero-medicinales, orientadas a cubrir las necesidades de salud de los usuarios.

Dependiendo del tipo de aguas termales y sus peculiaridades se obtendrán unas ventajas u otras para la salud

Orientadas a personas con problemas del aparato digestivo, reumatología y endocrinología, las aguas Bicarbonatadas contienen propiedades hepatoprotectoras, antiflogísticas, hipoglucemiante y antiácidas.

Por su parte, las aguas Cálcico-magnésico litínicas, contienen una acción coagulante, permeabilizadora de las membranas, regulador nervioso y neuromuscular.

Las aguas Oligometálicas, por otro lado, contienen una acción diurética, orientada a personas con determinadas afecciones renales e indicaciones en litiasis.

Asimismo, en las curas termales se utilizan también las aguas Radiactivas, cuyas dosis de radiactividad nunca suponen un riesgo para la salud y por el contrario han demostrado beneficios sobre el sistema neurovegetativo, el endocrino y el inmune. Este tipo de aguas se utilizan, principalmente, en reumatología, afecciones respiratorias crónicas y en personas con trastornos de ansiedad, del estado de ánimo y del sueño, ya que tienen una acción sedante y analgésica.

Otro tipo de agua utilizada en la medicina termal son las aguas Sulfatas y que están orientadas a las personas con problemas del aparato respiratorio, digestivo, reumatología, dermatología y afecciones hepáticas. Y además son depurativas y diuréticas.

Además también se utilizan en los tratamientos termales, las aguas Ferruginosas y las aguas Carbogaseosas. Las primeras, ricas en hierro, se utilizan principalmente para fortalecer los estados de anemias y para personas que sufren hipertiroidismo. Las Carbogaseosas por su parte, están recomendadas para dolencias del aparato circulatorio y para facilitar la digestión y estimular el apetito.

Además de aprovechar los beneficios de las aguas termales, los balnearios nos ofrecen rutinas saludables, actividades complementarias y alternativas culturales para hacer turismo y disfrutar de los espectaculares paisajes de cada destino.

Compara y elige entre la oferta de balnearios

En la nueva web de Termalismo de Mayores UDP, es mucho más sencillo y fácil comparar y elegir entre una selección de balnearios con los que tenemos acuerdos para que las personas asociadas a Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España, disfruten de una serie de ofertas y ventajas especiales.

La web web permite un fácil acceso a la información sobre los balnearios y las ventajas

Además, los usuarios de la tarjeta UDP/Aesfas disfrutan de ventajas adicionales como descuentos en tratamientos complementarios (masajes, la parafina o parafango) entre otras ventajas para disfrutar al máximo de la estancia en los balnearios.

Descubre todas las ventajas que ofrece Mayores UDP para las estancias en Balnearios de España