“No hay ningún sector económico que el día de mañana no se vea influido por el envejecimiento demográfico”

Jérôme Pigniez, presidente de SilverEco.fr y experto en el campo de la tecnología para la autonomía personal, la gerontotecnología y la Economía de Plata, abrirá con su ponencia la primera jornada del II Congreso de Envejecimiento y Dependencia de los días 26 y 27 de septiembre en Jaén.

Organizado por la Fundación Ageing Lab, el congreso persigue analizar la situación actual de las personas mayores, los logros y medidas planteadas en las diferentes políticas de envejecimiento.

En esta entrevista trata algunos de los temas que desarrollará en mayor medida en su intervención del congreso, como el impacto del envejecimiento en la economía europea, el concepto de Silver Economy (o Economía de Plata) y su particular modo de entender el peso de los años en las personas.
 Para empezar, ¿a qué llamamos Economía de Plata y cuáles son sus señas de identidad más relevantes?

 

La Silver Economy o Economía de Plata consiste en el conjunto de productos y servicios que, de cerca o de lejos, ofrecen soluciones a la transición demográfica planetaria que estamos viviendo en la actualidad. Francia, España, toda Europa y el mundo entero está envejeciendo. Entre 2015 y 2050, la proporción de la población mundial con más de 60 años pasará de 900 millones a 2.000 millones de personas, lo que significa un aumento del 12% al 22% del total de la población mundial.

El aumento de nuestra esperanza de vida es una verdadera suerte, dado que hoy en día envejecemos mucho mejor, con más salud. Y gracias a esto, podemos decir que una tercera etapa de nuestra vida se abre ante nosotros una vez que llegamos a la edad de la jubilación.

En este cambio demográfico global, los productos y servicios deben adaptarse para responder a las necesidades del mercado de las personas mayores. Esta necesidad de cambio es ignorada por muchos segmentos de mercado potenciales incluso ahora, a pesar del fuerte impulso que la Economía de Plata está viviendo, presente en todos los sectores de actividad económica. No hay ningún sector económico que el día de mañana no se vea influido por el envejecimiento demográfico.

A propósito de las señas de identidad más importantes de la Silver Economy, hay factores que deberían tenerse en cuenta en todo producto o servicio, ya que en algún momento puede que sea consumido por personas mayores. Las nociones éticas son uno de esos factores y cobran gran importancia en la Economía de Plata porque hay que evitar siempre los prejuicios contra las personas mayores. Respetar a los mayores de hoy es respetarse a uno mismo el día de mañana.

Otra de las características de la Silver Economy es el llamado diseño universal, aquel que está adaptado para todos. En inglés existe el lema “Design for olds, design for all.” Esta tendencia demográfica nos hará repensar todo lo relativo a servicios y productos para así adaptarlos a una sociedad inclusiva.

Finalmente, una de las señales más importantes de la Economía de Plata es su contribución al cambio de percepción de las personas mayores y del envejecimiento en general.

¿El envejecimiento de la población causa siempre un impacto negativo en la economía de los países o también ofrece oportunidades importantes? ¿Qué datos existen al respecto?

Desafortunadamente, la percepción del envejecimiento de la población siempre ha tenido un impacto negativo en la economía. Tradicionalmente, se consideraba la vejez como una enfermedad; los que utilizan este concepto suelen hacer referencia al gasto social y sanitario que esta conlleva y no a las posibilidades de crecimiento y desarrollo económico. Es por esta razón que se ha considerado el impacto económico negativo del envejecimiento por encima de sus fantásticas oportunidades de crecimiento económico.

No todas las necesidades para las personas mayores están relacionadas con la sanidad y el gasto público. Envejecer no siempre significa estar enfermo o ser dependiente. Puede que haya una pérdida de autonomía progresiva, pero mucho antes de que esto suceda existe un amplio abanico de productos, servicios y soluciones que habría que desarrollar y adaptar para este segmento de mercado.

Las necesidades de las personas mayores no solo están relacionadas con la dependencia y las enfermedades, sino también con el ocio, la cultura, la domótica, el transporte, la alimentación y el deporte, los cuales son, sin duda, oportunidades fantásticas de negocio. De hecho, se espera que en 2040 la Economía de Plata suponga el 2,4% del PIB francés.

¿Qué sectores empresariales tienen un mayor potencial en la Economía de Plata? ¿Qué sectores van a tener más dificultades para adaptarse?

Los sectores más tradicionales están ya bien implantados y desarrollados, como la asistencia y cuidados a domicilio, las residencias para personas mayores, etc. Sin embargo, existe todavía un gran potencial para la investigación y el desarrollo ante el amplio vacío existente en multitud de productos y servicios ligados a este segmento.

En términos de innovación, existen ya proyectos de domótica, robótica, etc., pero más allá, hay sectores que con frecuencia se olvidan, como la cultura, el ocio, las soluciones alternativas de desplazamiento o el turismo. Este último, por ejemplo, tiene un gran potencial entre los países de la Unión Europea. Es innegable que, más allá de los sectores económicos más tradicionales, existe un mercado con una tendencia de crecimiento y un enorme potencial.

Desde un punto de vista empresarial, los que van a tener más dificultades económicas son aquellos que tomen el tren de la Economía de Plata con retraso, es decir, esos que tarden más en adaptarse a la transición demográfica que vivimos. Cuanto más tarden en adaptar sus productos o servicios, más difícil les será alcanzar a las empresas precursoras que eligieron comenzar antes este camino. Por otro lado, el mercado laboral también tiene dificultades para adaptarse a este cambio demográfico. La contratación de personas mayores sigue siendo un problema en los países europeos y, aunque esto no es consecuencia directa de la Economía de Plata, sí lo es del envejecimiento de la población.

Según la manera que tengo de idealizar el futuro de la Silver Economy, los actores que van a tener una mayor dificultad para adaptarse son los que se identifican todavía con el concepto “anti-edad” (la cosmética, el maquillaje, las cremas, etc.), es decir, todo aquello que va en contra de la filosofía de aceptar de manera positiva el envejecimiento de la población.

¿Qué medidas están aplicando los países europeos para hacer frente a los efectos del envejecimiento en la economía? ¿Cuáles cree usted que son las medidas más efectivas?

Los países europeos están implementando diferentes medidas. Una de las más extendidas es el retraso de la edad de jubilación a los 65-70 años. No obstante, las soluciones son todas diferentes de un país a otro en la Unión Europea. Algunos de ellos han creado filiales a nivel estatal de la Economía de Plata, como es el caso de Francia, y otros cuentan con proyectos territoriales importantes, como es el caso de Ageing Lab en Andalucía.

Sin embargo, no existen soluciones únicas para el envejecimiento, y así como cada persona envejece de manera distinta, existen diferentes maneras de ver y tratar el envejecimiento demográfico de un país a otro. Los países nórdicos, por ejemplo, hace ya tiempo que se están preparando para este cambio demográfico, mientras que otros países han tenido recientemente la necesidad de empezar a teorizar alrededor de la Silver Economy. Independientemente de las medidas que tome cada país, el retraso de la jubilación parece ser un punto en común en la mayoría de naciones.

Es también necesario crear formación y estudios adecuados para preparar a aquellos que vayan a trabajar dentro del sector del envejecimiento. Solo de esta manera se puede atraer a los trabajadores necesarios a este sector.

Hace diez años, el mercado de las personas mayores no era atractivo, era el mercado de la dependencia y de la enfermedad, pero actualmente está cambiando para volverse un mercado de futuro. Una de las medidas para ayudar al desarrollo de este sector es la creación de organismos nacionales o concentraciones de empresas tipo clústeres. Todo depende de si nuestra visión de las cosas es más o menos liberal. De todas formas, incluso si los estados no toman medidas, la Economía de Plata va a avanzar y a desarrollarse, no hay marcha atrás.

¿Cómo ve el sector de la Economía de Plata en España?

España es mucho más plural. Culturalmente existe una diversidad más fuerte y las comunidades autónomas tienen un mayor poder de decisión que en Francia, donde el estado está más centralizado. Por ello, en mi opinión, los sectores de la Economía de Plata van a avanzar de manera diferente en las distintas comunidades autónomas. No obstante, yo creo que este tipo de economía está bien desarrollada en España sin haber necesitado ningún organismo que haya federado las diferentes partes del estado. El turismo, uno de los sectores económicos más importantes del país, puede adaptarse a las personas mayores, ayudando a crear un turismo sostenible durante todos los meses del año. Una iniciativa sería crear un sello de calidad para los turistas europeos que pueda ayudarles a asegurarse unas vacaciones de calidad en España.

¿Cómo valora y qué espera de la celebración de este II Congreso de Envejecimiento y Dependencia en Jaén?

Es un honor para mí poder representar a Francia en este congreso internacional. Este evento me parece una gran iniciativa que da visibilidad a la Economía de Plata dentro y fuera de España. Creo que es muy importante que estos encuentros alrededor de la Silver Economía tengan una visión internacional, que es también nuestro objetivo con SilverEco.org y los SilverEco and Ageing Well International Awards.

Después de haber trabajado en el sector más de 15 años, desde mi experiencia puedo decir que estas iniciativas internacionales ofrecen una gran oportunidad para los intercambios con otras empresas, el crecimiento del negocio, la internacionalización de los productos, etc. Espero de todo corazón que este congreso tenga mucho éxito y sirva para compartir y dar a conocer ideas que permitan hacer crecer la Silver Economy a nivel mundial.

 

Fuente: Fundación Ageing Lab